El cuerpo de la Venus de Botticelli

Botticelli_ Nacimiento de Venus[1]A finales del siglo XV, cuando Botticelli representó por primera vez a Venus en el centro de un cuadro de grandes dimensiones, se esforzó, antes que en evitar el carácter sexual del cuerpo, en combinar su deseable belleza con un sentimiento de pureza. En definitiva, superpuso a una Venus terrenal una Venus celestial.

Hombros estrechos

A diferencia de las estatuas antiguas, cuyos hombros constituían un horizontal, la parte superior del busto de Venus se ha plasmado como un triangulo cuya cúspide se sitúa en la parte superior. De este modo la mirada se desplaza desde el rostro hasta el brazo.

Piel blanca

La piel de Venus es de color marfil. La inmaculada perfección de su cuerpo no evoca la piel, sino la superficie de una estatua.

El Contrapposto

Con todo su peso recayendo sobre la pierna izquierda, Venus mueve el pie derecho hacia atrás levantándolo ligeramente. Esta actitud que se inspira en las estatuas antiguas, y concretamente en las helenísticas, recibe el nombre de contrapposto. Sin embargo, a diferencia de sus precedentes de la antigüedad, la Venus de Botticelli carece de aplomo: su peso está desplazado a un lado.

El cabello

El cabello de Venus se despliega en largos arabescos que rozan su anatomía con una delicada caricia. El movimiento de sus mechones ilustra lo que preconizaba Alberti en su De Pictura.

El rostro

El rostro de Venus, muy joven, con la boca cerrada y los ojos claros, se asemeja al de las vírgenes pintadas por Botticelli. La expresión es de dulce melancolía, un sentimiento ausente en las estatuas femeninas antiguas. La delicadeza de los rasgos sugiere una bondad moral que purifica y en cierto modo, cristianiza a la diosa pagana.

La postura

La actitud de Venus se inspira en las estatuas conocidas como Venus púdicas: una de sus manos reposa sobre su pecho, y la otra sobre su sexo. En realidad, las manos no ocultan nada: uno de los senos queda al descubierto y la larga cabellera, colocada en la entrepierna como una línea de pudor, evoca la idea del vello púbico, cuya representación estaba prohibida.

 

( VÍDEO DEL NACIMIENTO DE VENUS )

Article written by

Please comment with your real name using good manners.

Deja una respuesta