Archivo de la etiqueta: Keep calm and carrion

Disco de la semana: Stereophonics: 'Keep calm and carrion'

Stereophonics

Stereophonics pusieron la guinda a lo que consideran la primera parte de su carrera con un disco recopilatorio (Decade in the Sun, 2008) que concentraba todas las caras del grupo. Galeses de origen, sus influencias son marcadamente americanas o americanizadas -ellos siempre citan a Mother Love Bone o Bad Company- y su música se mueve en esa tierra de nadie que comunica el rock alternativo con el rumor de los grandes estadios. Nunca han logrado llenar uno, pero suenan como si los tuvieran a rebosar.

Si Keep Calm and carry on es el primer paso de su segunda época, la verdad es que todo recuerda mucho a la primera: Stereophonics continúan siendo ese grupo que parece nacido para prestar canciones a anuncios de coches, de refrescos o de multinacionales que hacen fresh banking. A veces parecen flirtear con la forma del AOR de radiofórmula (“She’s Alright”), y a veces se diría que con el fondo del britpop “de calidad” (“Innocent”), aunque los hits les salgan más fácilmente cuando apuran un estribillo sencillote de nah-nah-nah-nah y sueltan las guitarras (“Trouble”, “I got your Number”). Keep Calm and carry on no tiene otra canción como “Dakota”, por más que se tumben a su sombra (“Beerbottle”) o miren de reojo a la escena indie (“Uppercut”) con el ojo bueno…Con el malo siguen tratando de encontrar el camino a las listas americanas (“Wonder”) mientras matan el rato con arrebatos beatle -vía Oasis, como en “Live n’ Love”- y se empeñan en un par de baladas que, tal vez, alguien debería prohibirles de aquí en adelante por su propio bien.

Keep calm and carry on es, ni más ni menos, otro disco de Stereophonics…tal vez un poco más brillante que su anterior Pull the Pin (2007), pero no tan inspirado como la serie que encadenaron desde Performance and Cocktails (1999) hasta Language. Sex. Violence. Other? (2005). Stereophonics tienen cuerda para rato porque, si algo demuestran a estas alturas, es una capacidad de retroalimentación a prueba de bombas, y eso los mantendrá con vida unos cuantos años más. De momento en este traen 12 canciones nuevas, combustible de sobra para otro paseo mundial de escenario en escenario.