Inteligencia emocional

La inteligencia emocional, protagonizan la cultura y la incorporación de las nuevas tecnologías en la empresa

http://es.geocities.com/asperger_infantil/images/caras.gif

Por Yovanni Castro Nieto

Hemos pasado décadas discutiendo sobre lo positivo o lo negativo de la economía como tal, ahora introducimos en el contexto social la inteligencia emocional. Para Daniel Goleman lo importante es demostrar si lo biológico y lo neuronal está influyendo para ser o no ser, seres humanos sociales.

Aunque la posición ideológica refleja que la Globalización económica, requiere favorecer no sólo los intereses de pocas personas en determinados países, sino también a aquellas personas en países pobres del mundo, en otras palabras lo que J. Stiglitz, ha llamado: "comercio justo, condonación de la deuda externa, liberación controlada del mercado, erradicación de la pobreza, desarrollo sostenible, democratización de las instituciones económicas internacionales…"

  

Fortalecer la capacidad de liderazgo manejando la información a través de la tecnología y la comunicación, se ha hecho indispensable para mejorar los procesos de toma de decisiones de los seres humanos, ayudándolos a descubrir y confirmar un mejor futuro quizás más responsable socialmente. Por esta razón, nos preocupamos por el avance o la brecha que pueda ir generando la transición hacia la sociedad del conocimiento.

Las ventaja de obtener los conocimientos a través de las nuevas tecnologías, conduce a los seres humanos a entrar en una nueva manera de pensar y de actuar, gracias al manejo de la información. Siguiendo con Daniel Golemam analizamos la Economía Emocional, como el balance de ganancias y pérdidas internas que experimentamos en un determinado razonamiento, con una comunicación totalmente electrónica en un determinado día. Es posible que para algunos, no haya saldo de sentimientos en una comunicación de este tipo, pero de lo que si estamos seguros es que influirá en que el día sea considerado bueno o malo de acuerdo con el intercambio de información que se genere.

La presencia de una economía interpersonal conlleva a una interpretación social y aunque los canales tecnológicos no representan una transferencia de sentimientos, la manera de dirigirnos, dejará plasmada el estado de ánimo de unos y otros.

Amparo Moraleda ha asegurado que el reto de innovación no es sólo el I+D+i (Investigación más Desarrollo más innovación), sino que se trata de una nueva manera de pensar y desde luego, yo diría que generará una nueva cultura de empresa. En este sentido, ha sugerido que, con los cambios en tecnología e innovación y la convergencia de las TIC, el centro de gravedad de la economía puede estar desplazando las inversiones de las empresas. Desde luego que las del capital humano también se trasladan, activando los radares cerebrales que llaman nuestra atención sobre las cosas nuevas y desconcertantes de las que indudablemente siempre tendremos algo que aprender.

¿Estamos actualmente en la empresa viviendo una época de eventos emocionales intensos, de posibles "amenazas" a la transformación de la cultura empresarial?

Un pensamiento sobre “La inteligencia emocional, protagonizan la cultura y la incorporación de las nuevas tecnologías en la empresa

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *