Archivo de la etiqueta: riqueza humana

Estambul, una huella eterna

Hace poco tuve la oportunidad de viajar a Estambul, una ciudad con una belleza que acoge, que abraza. En fin, una ciudad que te deja huella en muchos sentidos.

Salimos del aeropuerto de Loiu (Bilbao) en Turkish Airlines y en cuatro horas llegamos al aeropuerto de Ataturk sin problemas. Ya las vistas desde el avión eran fascinantes aunque llegamos de noche.

Nos alojamos en el hotel VAVIEN, en el corazón de la ciudad, muy cerca de la torre Gálata. Nos atendieron y cuidaron muy bien, gente agradable y servicial. Por la noche la zona mostraba el arte grafitero serenamente y de día era una pura actividad de trabajadores de diversos sectores.

Tanto el metro, el tranvía y los autobuses son accesibles, ello nos permitió conocer mayormente las diferentes zonas de la ciudad. No vimos ningún taxi accesible para personas con movilidad reducida pero no tuvimos problema, puesto que llevaba una silla eléctrica plegable. El tráfico de Estambul es bastante caótico pero sin incidentes.

También pudimos tomar dos barcos accesibles: uno para recorrer el Bósforo y otro para visitar las diferentes islas que hay. ¡Fue un placer! En Donostia no puedo montar en el catamarán que ponen en verano. ¡Una pena!

Los servicios urinarios accesibles los podíamos encontrar sin mucho esfuerzo. ¡Están a la última!

Estuvimos en los jardines y el Palacio Topkapi, Palacio de Sultanahmet, Santa Sofía, la Mezquita Azul que estaba en obras, el Museo Arqueológico, el Gran Bazar, la Torre Gálata por fuera, el Puente de las Pescadores (ahí hubiese disfrutado mi padre), los largos puentes del Bósforo, la isla Heybeliada con aroma a mar y campiña, la Estación del Orient Express con su historia cinematográfica, etc.

En Estambul se come muy bien y rico, la vida no es nada cara allí. Las personas son muy agradables, serviciales y cuidan mucho al turista.

No sé por qué pero me hubiese gustado compartir este viaje con mis padres y hermana aunque he estado muy bien acompañada.

¡Ha sido una gozada disfrutar de esta gran bella ciudad rodeada de mar!

Mentxu