Jugar viajando, viajar jugando

Viajar es un placer, pero a veces puede convertirse en algo tedioso y pesado.

El blog Patufets al món propone el post juegos y distracciones durante los viajes, orientado a viajes en familia con niños y niñas, aunque también sirve para adultos. Proponemos también algunos juegos “de viaje” y sugerencias, algunos de los cuales se comentan en la noticia de Patufets, que podéis recuperar pinchando el enlace.  gatos_polizones1

Para algunas personas, preparar estas distracciones es todo un ritual y forma parte de la organización del viaje. Puede ser incluso divertido hacerlo con los pequeños, para incluir en la mochila de viaje pequeños juguetes, cuentos o libros con ilustraciones que se puedan manejar en el coche sin riesgo y en el avión, tren o autobús sin causar mucha molestia.

Entre las propuestas de juegos y distracciones, hay juegos clásicos de siempre aunque adaptados a los tiempos actuales: en el coche se puede cantar canciones o escucharlas en el cd. Mejor si son participativas (que deban responder, añadir algo, que se puedan variar…). Se puede jugar al “veo o veo” (con qué letrita, con qué color), a contar coches o al teléfono. Hoy en día se pueden incorporar pantallas en los vehículos o llevar tablets y otros dispositivos para ver películas.

Entre las propuestas que más nos gustan, por el tema de nuestro blog, están los juegos lingüísticos. Hemos comentado ya el teléfono y el “veo veo”, pero hay un amplio campo en el recurrente juego de los campos semánticos (palabras de la misma familia, es decir, colores, frutas, muebles de casa, transportes…) por ejemplo. Puede variar usando palabras en otros idiomas. En este mismo sentido, palabras que empiezan por una determinada letra o que comiencen con la letra o sílaba con la que acaba la anterior pronunciada (palabras encadenadas) o a memorizar palabras.

Contar cuentos, anécdotas divertidas, curiosidades o leyendas relacionadas con los lugares donde se pasa o donde se va a llegar. Escuchar y contar historias puede ser una gozada. El relato encadenado es otra buena opción: uno empieza una historia y debe continuarla otro y así sucesivamente.

Todo debe hacerse con mesura, no demasiado rato para cviajar-gatosansar.

¿A qué juegas o jugabas tú?

El blog “Patufets al món” tiene su página de facebook: “Quan el català és minoría“. Está gestionado sobre todo por mujeres que viven con sus hijos en lugares donde no se habla catalán, salvo en casa, en minoría.

Un pensamiento sobre “Jugar viajando, viajar jugando

  1. Antoni

    Nosotros jugábamos a adivinar personajes célebres. Con solo “si” o “no” debíamos averiguar si era una escritora o un emperador. Un juego sencillo que nos distraía en los trayectos largos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *