El Agujero Negro. Desprecio

Se levantó de la cama y empezó a notar ya que su familia le esquivaba. Todavía un tanto perplejo por aquel desayuno en tensión, al llegar a la oficina comprobó que todos cuantos se cruzaban con él evitaban saludarle o lo hacían desganados. El mundo entero parecía haberse enfadado con él. ¿Qué había hecho? Tras una jornada de desprecios y ninguneos volvía fumando nervioso en el coche, escarbando en sus últimos meses. Claro, a base de investigar, dio con algunas decisiones desacertadas, con comportamientos atroces e incluso con algunas flagrantes ofensas. Sentía un profundo desprecio por sí mismo. Pero en realidad nada de eso era la clave. Sencillamente había dejado de ser jefe.

Roberto Moso

Un pensamiento en “El Agujero Negro. Desprecio

  1. Pingback: Radio Euskadi

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *