Las infidelidades amorosas de Pilar Tena

Pilar Tena (Madrid, 1955) ha tenido una vida muy intensa. Licenciada en derecho y ciencias de la información, ha desarrollado prácticamente toda su vida profesional en instituciones, públicas o privadas, relacionadas con el mundo de la cultura. Ha vivido por todo el mundo, desde Madrid a Londres, desde Nueva York a Nueva Delhi, desde Dublín a Sidney, desde Estocolmo a Ginebra… Actualmente es directora del Instituto Cervantes en los Países Bajos, en Utrecht. Además de todo esto es una notable escritora que había publicado hasta el momento un volumen de relatos, Contratiempos, dos novelas La embajadora y Luciana, y una reflexión, muy cercana a su experiencia personal, sobre el mundo del trabajo, titulada Cómo sobrevivir a un despido… y volver a trabajar. Y, ahora, a todos estos volúmenes acaba de sumar esta novela publicada por la editorial Tres Hermanas, Fin de semana, que cuenta la relación entre dos matrimonios, uno británico y otro español, a lo largo del tiempo, desde los ochenta hasta casi nuestros días. Lo que nos cuenta la autora acontece, como bien indica el título del libro, durante distintos fines de semana en Inglaterra y Cataluña. Una novela en la que se habla de la amistad y del amor, y del deseo, el engaño y la lealtad.

Está claro que la literatura de Tena, aunque no tenga un carácter autobiográfico sí se nutre mucho de sus experiencias, sobre todo de sus viajes y de los lugares en los que ha vivido. Seguramente los matrimonios que protagonizan la historia son gente que podría vivir en su entorno. Son matrimonios de clase acomodada, alta burguesía podríamos decir, compuestos por un lado por Luisa y Toni y por otro por James y Anna. Aunque hay que señalar que la autora pone el foco de su interés en el matrimonio español, y especialmente en Luisa, que vive muy bien, pero que nunca ha encontrado su papel en la vida: salvo ser esposa de un gran empresario y madre sobreprotectora, no ha sabido encauzar, por ejemplo, una vida profesional.

La narración está repleta de reflexiones sobre la deslealtad matrimonial, y sobre la “infidelidad”, que si es cometida por el hombre es achacable a una “alegría” pasajera, pero ¡ay, si la cosa es al revés!, si la infidelidad es femenina… Estas familias podrían ser muy liberales, pero el machismo era y en muchos casos sigue siendo abrumador. Y hay muchas preguntas que sobrevuelan toda la narración, especialmente una muy significativa: ¿merece la pena desvelar todos los secretos de nuestra vida?, o dicho de otra manera ¿importa la verdad absoluta? No hay una respuesta clara al dilema.

Por cierto que aunque transcurre mucho tiempo en la historia, unos treinta años, no se le da mucha relevancia a los acontecimientos históricos o sociales. Quizás porque de lo que se pretende hablar es del interior de las cosas y no del exterior. Aunque hay una excepción en la novela por donde se cuela el exterior, la subtrama que protagoniza Flora, la hija de Luisa y Toni, y su desgraciada experiencia como lectora para una editorial, cuando sufre el acoso laboral de su jefa, algo muy actual. No deja de sorprender en todo caso este añadido porque si se eliminara prácticamente no afectaría a la historia principal. Y no decimos que no sea interesante lo que se cuenta, porque habla del dolor de vivir, de la presión de cumplir unas expectativas familiares y sociales, pero… En fin.

En todo caso que no se nos olvide señalar lo bien que está escrita esta novela, la fluidez en la manera de contar, la magnífica construcción de los personajes, lo medido que está el tempo, la habilidad de la escritora para irnos dando poco a poco los elementos necesarios para entender toda la complejidad de las relaciones que se establecen entre los protagonistas y los secundarios del libro. Da la sensación de estar todo muy trabajado, muy pulido, muy pensado.

Fin de semana una novela que seguramente te llevará con ansiedad a comprar el resto de la bibliografía de Pilar Tena.

Enrique Martín

2 thoughts on “Las infidelidades amorosas de Pilar Tena

  1. Pilar Tena

    ¡Muchísimas gracias por la reseña!

    Gracias, Enrique Martín, por la atenta lectura, de verdad me ha emocionado, te lo agradezco muchísimo. Tu último párrafo me halaga y me gusta especialmente, creo que a veces se da hoy en día excesiva importancia al contenido, las historias, los mensajes, etc. y poco al continente, y se publican y premian libros mal escritos -que a mí, personalmente, me cuesta mucho leer. Yo sé que tengo mucho que aprender, claro, pero desde luego presto atención al estilo y a la pulcritud en la escritura.

    Quería solo señalar que me habéis echado a las espaldas 5 años más: soy de la quinta del 55, no del 50. No es muy importante, pero bueno, a estas alturas 5 años más es un buen palo, ja, ja, ja. ¿Se podrá corregir?

    Un abrazo, mil gracias por vuestra atención a mi trabajo,

    Pilar

    Responder

Responder a blogs eitb Cancelar respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *