Archivo de la etiqueta: Karanka

Florentino I, “El Alicatado”

Cencerro Florentino

Florentino I, El Alicatado, en versión de Asier y Javier para Deia

El rey del Real Madrid anunció este lunes que le ha dicho a Mou que tienen que alicatar el lavabo de entrenadores. Y, claro, ante tal imprevisto era preciso que el portugués y su equipo técnico abandonaran el Santiago Bernabéu. Que tampoco hace falta que se larguen ya mismo, pero que los currelas para la ñapa estarán esperando en la puerta de estadio justo un minuto después de que acabe el último partido de liga. Y entrarán inmediatamente con las baldosas nuevas.

Florentino no utilizó ese discurso, pero podía haberlo hecho. Le sirvió para que la final de Copa de hace un año entre el Barcelona y el Athletic se disputara en Valencia en lugar de en Madrid. Florentino I, el sutil. Todo el mundo sabía que en realidad lo que preocupaba al Floren era que algunos de los hinchas rojiblancos y blaugranas desairaran a Su Majestad Don Juan Callos, perdón, Carlos en el palco de su estadio. Pobre hombre Floren. La peor de las pitadas, la pancarta más radical de una parte anónima de las aficiones citadas no hubiera supuesto una actitud tan maleducada como la de Mourinho y Cristiano Ronaldo, a la postre empleados del propio Floren, el pasado viernes.

Mourinho, en versión de Asier y Javier para Deia

Mourinho, en versión de Asier y Javier para Deia

Se le apreció al Rey hasta apurado. Que habían pasado todos el equipo blanco y los técnicos a recoger sus medallas de plata de las propias manos del monarca y a este le restaban aún una medalla y una bandeja que repartir. Y allí estaba el hombre haciendo rápidas cuentas mentales:

“A ved, a ved, ya me he liado ¿Cuántos depodtistas componen un equipo de futbol? Nunca me acueddo. Con esto de Uddangaddin ando siemppde pensando en otda cosa y segudo que se me ha pasado alguno sin dadle la medallita. Ya le diré a Felipe que vaya a llevádsela un día que no tenga nada que haced…”

En estas andaba el Rey tras la final de Copa cuando Flo le hecho redaños y se lo explicó: “Majestad, no se preocupe, dele, dele todo eso a Karanka, que se lo lleve a Mou y a Cris, que no han subido. Tenían que alicatar un retrete en el vestuario. Son muy mañosos”.

Cristiano, en versión de Asier y Javier para Deia

Cristiano, en versión de Asier y Javier para Deia

El Rey respondió que se quedaba más tranquilo y santas pascuas. ¿Pero qué es eso de que dos empleados del Real Madrid, ojo, Real y Madrid, rehúsen asistir a un acto protocolario con el Borbón y le dejen con las nalgas descubiertas a su patrón.

Más le hubiera valido a Flo alegar que tampoco se podías disputar este año la final en el Bernabeu porque…tenían que alicatar el césped. Se hubiera ahorrado la primera victoria del rival del vecindario en 14 años, en la final del único campeonato de cierto prestigio que esta temporada les restaba a los merengues. Desde el sábado a primera hora, ser madridista es algo complicado incluso en Madrid. Y quedan tres largos meses de cachondeo por delante, con el Barcelona campeón de Liga, el Atlético Madrid Campeón de Copa y el real Madrid campeón de…nada.

Así que la rueda de prensa de ayer no podía esperar. Era preciso cortar la cabeza del Bautista. Y todos contentos. Lo mejor es que Flo ha afirmado que Mourinho ha “unido” el madridismo. A lo mejor en el texto iba a poner “hundido”…pero el autocorrector del Word, ya se sabe.

Cristiano Ronaldo, a “Hermano mayor”

Karanka desmintió en la zona mixta de San Mamés, ante las preguntas de los periodistas, que Cristiano Ronaldo vaya a protagonizar el programa especial de Navidad del realityshow “Hermano mayor”. Reconoció que el Real Madrid había valorado esa posibilidad, pero que la habían desestimado por falta de presupuesto.

Cristiano Ronaldo, como siempre, señalándose a si mismo (Asier&Javier en "El Jueves")

Cristiano Ronaldo, como siempre, señalándose a si mismo (Asier&Javier en "El Jueves")

Porque la terapia que precisa Cristiano es de primer nivel. Nos encontramos ante un ninfómano de si mismo. Un tipo que no se empacharía de su propia figura ni en el salón de los espejos del palacio de los zares. Jamás tiene suficiente de sí mismo. Siempre queda insatisfecho. Esto, que resulta un comprensible defectillo en la derrota, se torna insoportable en la victoria. La mezquindad en el éxito logra empequeñecer el triunfo, por enorme que sea.

Si Cristiano hubiera sido Armstrong
Si Cristiano Ronaldo hubiera sido Neil Armstromg nos hubiéramos quedado sin la hermosa frase “este es un pequeño paso para el hombre, pero un gran paso para la humanidad”. Con los números que monta ahora Ronaldo siendo un simple deportista que se dedica a correr y dar patadas a una pelota, figúrenselo siendo el primer hombre que pisa la luna. La Nasa hubiera tenido que censurar sus imágenes lanzando cortes de mangas a cámara lenta, agarrándose la entrepierna del traje espacial y diciendo: “Jódete Aldring, que el primero que he pisado la luna he sido yo. Soy el puto amoooo. Me lo merezco. Viva la madre que me parió. Que les den a todos los cosmonautas de la URSS”. Y así hasta quedarse sin oxígeno. Un largo rato, porque parece que lo tiene habituado a funcionar con poquito.

Es cierto que los gritos de la grada, los coros, las mofas ante cada pequeño error, pueden llegar a exasperar al más pintado. Muchos futbolistas, en momentos de especial tensión o en el trance de digerir una derrota inesperada, han perdido los estribos con sus rivales, el público, el árbitro, sus propios compañeros o un cofrade de la orden del Jesús del Gran Poder que pasaba por allí. E incluso con todos estos elementos a la vez.

Quiere ser Alejandro Magno y se queda en Custer
Pero Cristiano sale del túnel de vestuarios ya exasperado. Siempre e invariablemente. Su actitud no es la del ganador. Es la de un capullo que jamás ganará lo suficiente para fructificar. Está convencido de que es el nuevo Alejandro Magno y no se da cuenta de que su modo de actuar es sólo la del General Custer. Y, en ocasiones, hasta el General Custer se le queda grande.

Cristiano aún no ha comprendido que un ganador no sólo vence. Si no que queda por encima de las circunstancias siendo humilde en la victoria y generoso en la derrota. Al final, el gran perdedor siempre es él mismo, Ronaldo, que toma hiel en la derrota. Y en la victoria también saborea hiel.

Una lastima. Mi enhorabuena al Real Madrid por el merecido campeonato de Liga que está celebrando a estas horas.

Aún están a tiempo de enviar a Cristiano a “Hermano mayor”. Todo el mundo lo agradecería.