Los canales de TV de EEUU se vuelcan en el público hispano


No veo mucha televisión y cada vez que alguien me pregunta cuáles son mis programas favoritos me siento un tanto incómodo. Veo muchas noticias: CNN, MSNBC, FOX News y los informativos locales y nacionales de la CBS, ABC o NBC más el informativo de la noche de BBC World. De vez en cuando veo “House”, “America’s Next Top Model” o “24”. Apenas veo televisión en español a pesar de que hay varias cadenas, siendo Univision y Telemundo las principales.

  

Ayer por la mañana descubrí por pura casualidad un nuevo canal. Nuevo para mi pues aunque sabía de su existencia -recuerdo el día de su lanzamiento- no lo había visto nunca. Se llama “Sí TV” y tiene los estudios  centrales en Los Angeles. La programación es en inglés y va dirigida a los latinos que viven en Estados Unidos, que siguen de cerca la cultura latina pero hablan en inglés aunque la mayoría -que no todos- entienden español, lo que aquí se denomina un público “bi-cultural”. Emite indistintamente video clips en español y en inglés, al igual que su publicidad. Penélope Cruz tiene una presencia continua en el canal gracias a los anuncios de los productos de “Loréal”.

Ayer vi la repetición de un programa titulado “The Drop” que presentan Romeo, Eric Cubiche, Jelynn Rodriguez y T Lopez y me lo pasé en grande. Entrevistaban a Bobby Lee, un comediante (me resulta difícil llamarle humorista) de origen coreano, que forma parte del casting de “Mad TV”. En el estudio, que cuenta con un público joven y guapo -fundamentalmente latinos y negros- los presentadores entrevistan a personajes de la “cultura popular”.

Bobby hizo todo tipo de bromas, se colocó encima de la presentadora con la que simuló tener relaciones sexuales ante el asombro y el regocijo de su compañero en las labores de presentación y de la audiencia. Al final de la entrevista. el objeto de las bromas de Bobby fue el presentador, que se ruborizó cuando éste le tocó la pierna como si tuviera un interés sexual en él , algo que en ningún momento resultó denigrante, faltón ni de mal gusto, sino que lo hizo en tono divertido.

”American Latino”, “Latination”, “Latino Laugh Festival” o “Urban Jungle 2” son algunos de los programas incluidos en la parrilla de programación de SíTV. Las presentadoras son jóvenes, guapas y esbeltas, algunas incluso exuberantes; los presentadores son atractivos, musculosos y muy masculinos, “muy machos” diría yo.

Tras ver varios programas, creo que MTV Tres ha tomado como ejemplo este canal para crear el suyo. Hace un par de semanas MTV Networks despidió a 250 trabajadores. Varios canales dirigidos a la población chino-estadounidense (MTV Chi), coreano-estadounidense (MTV K) o procedente del sur de Asia (MTV Desi) fueron suprimidos pero MTV Tres no sufrió reestructuración alguna, si bien es cierto que MTVN apuesta por este canal que lleva pocos meses en el aire, lo que pone de manifiesto la importancia que grandes empresas de comunicación como VIACOM, a la que pertenece MTV Networks, dan a la audiencia Latina; no a la del inmigrante recién llegado al país, sino a jóvenes latinos de segunda, tercera o cuarta generación cuyo idioma principal de comunicación es el inglés pero que se muestra profundamente orgullosa de su origen latino.

El canal público de televisión WNET (Channel 13) anunció hace pocas semanas el lanzamiento el próximo 5 de marzo de un nuevo canal público en español, en este caso dirigido a un publico de clase media bien formado y educado.

El nuevo canal se llamará V-me (leído veme) y emitirá durante las 24 horas del día programas educativos del tipo “Barrio Sésamo” y otros sobre “estilos de vida” así como informativos o películas sin costo alguno para el telespectador. La cadena nace de una alianza empresarial entre el canal público de Nueva York, el Canal 13, y otras compañías como la del empresario hispano Mario Baeza.

Hay que reseñar que los canales públicos estadounidenses no pertenecen a los estados ni al gobierno sino que se mantienen gracias a las donaciones de grandes corporaciones y del público en general, por lo que no tienen publicidad.

Se calcula que en Estados Unidos hay unos 40 millones de hispanos. En Euskadi tenemos 2 canales de TV públicos para algo menos de 3 millones de habitantes (ETB1 y ETB2), cuatro si contamos Canal Vasco y ETB Sat. Me pregunto si el ente público vasco debería comenzar a pensar en los latinos y otros inmigrantes que viven en nuestro país, que se van integrando en la sociedad y van adquiriendo más poder adquisitivo. No digo yo que haya que crear un canal entero para esa audiencia pero sí quizás ir pensando en esas generaciones que ya hablan o hablarán euskera y castellano.

Yo, que no soy latino ni me identifico con esa cultura aunque hable español, he disfrutado de varios de los programas que he visto y que estaban exquisitamente producidos, realizados y presentados y que contaban con invitados que tenían mucho que aportar.

“Targuetizar”, crear canales para audiencias específicas (gay, niños, mujeres, etc.) está muy bien pero no por ello, deberían dejar de interesar a un público general si están bien pensados y realizados. Es tan solo una idea pero creo que hay que ir pensando en este sector de la población que aumenta considerablemente de año en año y que, como cualquier otro sector de la sociedad, demanda una televisión amena, divertida y de calidad.

Deja un comentario


A %d blogueros les gusta esto: