Guillermo Molina: “España está en momento de cambio, hay que tener paciencia”

molinaEl estandarte de la selección absoluta de waterpolo masculino durante los últimos años, Guillermo Molina, ha reconocido que el combinado nacional está en un momento “de cambio” y ha dicho que, por ello, se tendría que tener “paciencia” con esta selección.

El capitán, que actualmente se encuentra en Montenegro en una concentración hasta el jueves, ha señalado, en declaraciones a Efe, que el cambio “está un poco atrasado porque las nuevas incorporaciones tienen poco bagaje internacional pero lo suplen con ganas y talento”.

Guillermo Molina (Ceuta, 1984) considera que se deben olvidar las últimas decepciones, ya que España no sube a un podio desde la plata en el Campeonato del Mundo de Roma en el 2009: “Las decepciones nunca hay que dejarlas al cien por cien porque son las que después te ayudan a subir con más fuerza”.

La llegada de Gaby Hernández al banquillo en sustitución de Rafa Aguilar ha sido uno de los primeros cambios y, según Molina, “el waterpolo masculino necesitaba un nuevo impulso y con Gaby lo logrará”.

El capitán entiende que su papel en este contexto “será el de siempre, dar el cien por cien y ser lo más útil que pueda a los entrenadores”.

El Campeonato de Europa de Budapest, previsto del 14 al 27 de julio, es el gran objetivo del verano y para Molina “será muy duro ya que, a priori, tenemos un grupo muy competitivo (España está en el Grupo B con Serbia, Hungría, Alemania, Portugal y Croacia) pero nosotros también lo seremos”.

España jugará a partir del jueves la “Smartizidis Cup” en Grecia ante el anfitrión, Italia, Croacia y Serbia antes de llegar al Europeo.

A nivel personal, Guillermo Molina tiene claro que seguirá jugando en Italia y el CN Brescia: “En ningún momento me planteo volver a España porque lo que quiero del waterpolo en España, a día de hoy, está muy difícil porque los clubes tienen muchas dificultades para seguir haciendo este deporte profesional. Esto no es bueno y seguirá haciendo milagros, a pesar de las dificultades”.

Ha reconocido a Efe que su último año en Italia ha sido “muy productivo” en las filas del CN Brescia. y ha recordado que han conseguido “tres finales con un equipo prácticamente nuevo y creo que ha sido la mejor temporada de las últimas cuatro porque he logrado encontrar sensaciones de juego que había perdido”.

Y en el horizonte muy lejano está para el capitán nacional los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro 2016: “Es un objetivo pero antes hay muchas pequeñas metas que alcanzar, por lo que hay que ir paso a paso”.

Guillermo Molina ha valorado finalmente la labor del combinado nacional femenino “porque va por buen camino, son jóvenes y ambiciosas”.