Gerard Reixach: “Mi futuro es incierto, no descarto volver a España”

Si no me falla la memoria, saliste de la cantera de Olot de la mano de Nelson y Joan Albella. ¿Cómo fueron esos inicios?

Así es. Empecé en el Olot, un club pequeño de pueblo pero que normalmente saca buenos resultados a nivel competitivo. Aprendí a nadar con 3 años, y luego ya con 9 empecé a competir a nivel territorial y catalán. En ese momento el waterpolo lo vivía al máximo ya que iba a ver todos los partidos de mi hermano y, más tarde, con 10 empecé a entrenar con los alevines. Y hasta los 14 estuve jugando en las categorías inferiores del club.

– Debutaste con 14 años con el primer equipo, ¿qué recuerdos tienes de esas temporadas en Primera División?

Con 14 entré en la Blume y también fue cuando empecé a jugar en Primera División con el equipo de mi ciudad. Objetivo principal de todos los niños cuando empiezan a practicar este deporte. Me acuerdo que fue un año dónde aprendí muchísimo, para mi cada partido era una lección por recibir.

– Luego ya en el 2009 pasas al CNB de Esteller donde te asientas en el primer equipo e incluso llegaste a jugar con las categorías inferiores de la selección.

Correcto. En 2009 tengo la suerte de poder ir a uno de los mejores clubes del waterpolo español y poder debutar y jugar en la máxima división del waterpolo estatal. Una experiencia inolvidable y donde aprendí mucho, además tuve la suerte de poder jugar al lado de grandes jugadores.

-Hace dos años recalaste en Francia en un equipo de Primera División tras la oferta deportiva que te lanzó Rubén Darío. La decisión fue valiente, y decidiste marcharte. ¿Por qué?

En realidad me fui porque quería un cambio y quería vivir nuevas experiencias y aprender francés. Ahí se trabaja distinto y además los deportes están mejor considerados por la sociedad. También fue importante el sitio donde estoy un pequeño pueblo similar a Olot (ciudad de origen). Me siento cómo en casa.

– Este año disputas la máxima competición en el país galo. ¿Cómo va esa lucha ‘David y Goliat’?

Es un año complicado, somos un equipo pequeño con poco presupuesto y esto en el alto nivel, es importante para poder competir con los grandes. Hemos empezado jugando contra los mejores equipos pero en casi todos los partidos hemos estado ahí luchando hasta la tercera parte. En la sexta jornada hemos conseguido puntuar, ahora continuamos entrenando para conseguir ganar y poder conseguir la permanencia, objetivo principal del club. Un año difícil pero que seguramente me servirá para aprender mucho.

– ¿Volverás a España el próximo año o seguirás dando clases de francés?

Mi futuro es incierto no descarto volver a España, será un decisión difícil pero en realidad a día de hoy no se qué voy hacer, de momento intento vivir al máximo el presente y disfrutando de esta experiencia y trabajar para aprender, progresar y poder alcanzar el objetivo de la permanencia.

– Bueno además de ser jugador también eres parte del Clinic WINS. Cuéntanos un poco este proyecto.

Clinic Wins es un proyecto enfocado a la base del waterpolo, intentamos que los niños que juegan y aman este deporte puedan aprender, pasárselo bien e intentamos ayudarlos para que puedan mejorar algunos aspectos de este deporte.

Para mí es un orgullo poder pertenecer en este equipo y poder ayudar un poquito a la base de este deporte, pues spn edades muy importantes para aprender y poder mejorar como jugador y persona.

– Estaréis en Zamora del 26 al 28 de diciembre. ¿Qué se encontraran los chavales?

En Zamora será una pequeña estancia de 3 días donde los chavales más jóvenes van a poder aprender tutelados en todo momento por nuestros técnicos. Trataremos de inculcarles nuestra experiencia para que de esta manera puedan mejorar en sus respectivos clubes. Así que los jugadores que vayan seguro que tendrán oportunidad de ver el waterpolo con otra perspectiva. Waterpolo, amistades y buen rollo por navidad. ¿Que más se puede pedir?

 

 

 

 

 

1 Comment on Gerard Reixach: “Mi futuro es incierto, no descarto volver a España”

Los comentarios están cerrados.