La versión de “Sandy” que le dio popularidad

Es curioso recordar hoy en día historias como ésta. Tenemos que situarnos en 1973, Springsteen todavía no tenía ni el éxito ni el renombre de hoy en día y sacó al mercado un gran disco:  “The Wild , The Innocent & The E.Street Suffle” ,que sin embargo no cosechó el éxito que se merecía.  Los grandes temas que incluye el álbum son auténticas obras maestras que Springsteen ha sabido recuperar en sus directos, pero en aquel momento un temazo como   4th OF JULY en  ASBURY PARK(SANDY) pasó desapercibido hasta que “The Hollies” en 1975 le cambió el título por el de Sandy logrando que otros artistas internacionales se fijaran en Springsteen.  The Hollies fue uno de los principales grupos británicos durante los años 60 y 70… pero no lograron triunfar en Estados Unidos hasta el 66.

8 pensamientos en “La versión de “Sandy” que le dio popularidad

  1. Pingback: africa baeta

  2. Leli

    Es muy importante saber darle forma a las cosas. Tan importante es el fondo como las formas, el mensaje como presentas el propio mensaje y eso es una cosa que entre otras muchas Bruce fue mejorando a lo largo del tiempo.
    Todo mucho más currado pero sin perder un ápice de frescura, espontaneidad. Paradójicamente una muy cuidada espontaneidad y sencillez.

    Responder
  3. Jose Calleja

    Muy interesante … y permitirme por favor aportar mi granito de arena en cuanto al análisis de esta canción (es que para mi, “Sandy” pertenece a ese exclusivo grupo de temas que destacaría de entre la inmensa obra de Springsteen)

    En mi opinión, la versión original representa claramente el paradigma de canciones aún no plenamente desarrolladas y que se publican en un disco, sin embargo, conforme pasan los años y se incluye en los setlist de los conciertos, van alcanzando su madurez total.

    Esto sucede en realidad con casi todas las canciones y mas aún cuando se mantiene constante la estructura de la misma banda que la grabó en el estudio. Es lógico, porque cada músico va adaptando su interpretación al conjunto de la obra, redondeando así todas las aristas.

    Particularmente en el caso que nos ocupa, la versión de la caja (Live 75/85) que se registró del concierto en el Nassau Coliseum el 31 de Diciembre de 1980, representa el cenit de esta canción. Desde 1973 hasta la gira de The River, Sandy fue incluida en el repertorio en muchísimas ocasiones y por ese motivo pudo llegar a expandirse plenamente. La clave está en los matices, como siempre que nos referimos a la música. Destacaría estas diferencias entre ambas versiones (la original en el 73 y la del 80):

    – La batería de Max del 80: mucho mas lineal, constante e uniforme, simplemente sosteniendo el tempo y dando el protagonismo a quién lo merece: la voz, el acordeón y por supuesto, el Piano de Roy. La batería original (tal y como ocurrió en los 2 primeros discos de Bruce) es mucho mas alocada.

    – El bajo de Garry del 80: fiel escudero del bombo de Max, qué otra podía hacer sino contribuir al ritmo reposado de la nueva versión.

    – Las guitarras del 73: en la versión original aportan todos los adornos, junto con el acordeón de Danny, que acompañan a la propia melodía vocal. De nuevo, falta de uniformidad en el telón musical de fondo, falta de contundencia y en definitiva, pérdida de foco en el mensaje principal.

    – La mandolina del 80 de Steve: es rabiosa e inquieta, como el sentimiento de la canción.

    – El saxo de Clarence: en ambas versiones hace las veces de segundo bajo, mas parece un trombón que un saxo tenor. Pienso que incluyó su arreglo por inercia de grupo siendo completamente prescindible en los 2 casos.

    – El acordeón de Danny: este es el instrumento que ha pasado a la historia como el máximo exponente de Sandy. Permitrme que discrepe, yo en absoluto creo que es así. Sin embargo, es justo destacar su maestría en ambas versiones y quizás pore se mismo motivo, ha sido el arreglo mas reconocible comparando ambas versiones.

    – El piano de Roy del 80: hablar de Roy Bittan en el contexto de la e Street Band es como citar a Pelé en el Brasil de los 70 o a Jordan en los Bulls de los 90, es simplemente un genio de una riqueza expresiva tal que cada vez que escucho cualquier canción de Bruce donde el piano destaca, distingo de forma claramente diferenciadas las melodías de la voz y del piano. Sus arreglos son como una canción dentro otra. Hay innumerables ejemplos, aunque el disco Born to run es el que mejor encarna esa virtud. Concretamente en Sandy, es simplemnte mágico.

    – La voz de Bruce: contrasta la languidez de la versión original (casi arrastrando la voz, frecuentemente en un tono de perfil bajo) con la expresividad de la versión del 80 (apoyándose en una gran cantidad de inflexiones, como en una declaración de amor)

    Llegados a la década de los 80, esta canción desapareció incomprensiblemente del repertorio hasta la gira del 2007 y tras fallecer Danny, recuperó de nuevo su estatus aunque desmejorando su calidad interpretativa. Roy al acordeón, Charles al piano y Springsteen a la guitarra acústica no le hacen ningún bien a mi querida Sandy …

    Y hasta aquí, hasta aquí mi visión de esta preciosa canción. Si tuviera que expresar lo que me hace sentir, necesitaría un blog entero solo para ello.

    Jose

    Responder
  4. Jose Calleja

    Jose Calleja :Muy interesante … y permitirme por favor aportar mi granito de arena en cuanto al análisis de esta canción (es que para mi, “Sandy” pertenece a ese exclusivo grupo de temas que destacaría de entre la inmensa obra de Springsteen)
    En mi opinión, la versión original representa claramente el paradigma de canciones aún no plenamente desarrolladas y que se publican en un disco, sin embargo, conforme pasan los años y se incluye en los setlist de los conciertos, van alcanzando su madurez total.
    Esto sucede en realidad con casi todas las canciones y mas aún cuando se mantiene constante la estructura de la misma banda que la grabó en el estudio. Es lógico, porque cada músico va adaptando su interpretación al conjunto de la obra, redondeando así todas las aristas.
    Particularmente en el caso que nos ocupa, la versión de la caja (Live 75/85) que se registró del concierto en el Nassau Coliseum el 31 de Diciembre de 1980, representa el cenit de esta canción. Desde 1973 hasta la gira de The River, Sandy fue incluida en el repertorio en muchísimas ocasiones y por ese motivo pudo llegar a expandirse plenamente. La clave está en los matices, como siempre que nos referimos a la música. Destacaría estas diferencias entre ambas versiones (la original en el 73 y la del 80):
    – La batería de Max del 80: mucho mas lineal, constante e uniforme, simplemente sosteniendo el tempo y dando el protagonismo a quién lo merece: la voz, el acordeón y por supuesto, el Piano de Roy. La batería original (tal y como ocurrió en los 2 primeros discos de Bruce) es mucho mas alocada.
    – El bajo de Garry del 80: fiel escudero del bombo de Max, qué otra podía hacer sino contribuir al ritmo reposado de la nueva versión.
    – Las guitarras del 73: en la versión original aportan todos los adornos, junto con el acordeón de Danny, que acompañan a la propia melodía vocal. De nuevo, falta de uniformidad en el telón musical de fondo, falta de contundencia y en definitiva, pérdida de foco en el mensaje principal.
    – La mandolina del 80 de Steve: es rabiosa e inquieta, como el sentimiento de la canción.
    – El saxo de Clarence: en ambas versiones hace las veces de segundo bajo, mas parece un trombón que un saxo tenor. Pienso que incluyó su arreglo por inercia de grupo siendo completamente prescindible en los 2 casos.
    – El acordeón de Danny: este es el instrumento que ha pasado a la historia como el máximo exponente de Sandy. Permitrme que discrepe, yo en absoluto creo que es así. Sin embargo, es justo destacar su maestría en ambas versiones y quizás por ese mismo motivo, ha sido el arreglo mas reconocible comparando ambas versiones.
    – El piano de Roy del 80: hablar de Roy Bittan en el contexto de la e Street Band es como citar a Pelé en el Brasil de los 70 o a Jordan en los Bulls de los 90, es simplemente un genio de una riqueza expresiva tal que cada vez que escucho cualquier canción de Bruce donde el piano destaca, distingo de forma claramente diferenciadas las melodías de la voz y del piano. Sus arreglos son como una canción dentro otra. Hay innumerables ejemplos, aunque el disco Born to run es el que mejor encarna esa virtud. Concretamente en Sandy, es simplemnte mágico.
    – La voz de Bruce: contrasta la languidez de la versión original (casi arrastrando la voz, frecuentemente en un tono de perfil bajo) con la expresividad de la versión del 80 (apoyándose en una gran cantidad de inflexiones, como en una declaración de amor)
    Llegados a la década de los 80, esta canción desapareció incomprensiblemente del repertorio hasta la gira del 2007 y tras fallecer Danny, recuperó de nuevo su estatus aunque desmejorando su calidad interpretativa. Roy al acordeón, Charles al piano y Springsteen a la guitarra acústica no le hacen ningún bien a mi querida Sandy …
    Y hasta aquí, hasta aquí mi visión de esta preciosa canción. Si tuviera que expresar lo que me hace sentir, necesitaría un blog entero solo para ello.
    Jose

    Responder
  5. Jose Calleja

    Jose Calleja :

    Jose Calleja :Muy interesante … y permitirme por favor aportar mi granito de arena en cuanto al análisis de esta canción (es que para mi, “Sandy” pertenece a ese exclusivo grupo de temas que destacaría de entre la inmensa obra de Springsteen)En mi opinión, la versión original representa claramente el paradigma de canciones aún no plenamente desarrolladas y que se publican en un disco, sin embargo, conforme pasan los años y se incluye en los setlist de los conciertos, van alcanzando su madurez total.Esto sucede en realidad con casi todas las canciones y mas aún cuando se mantiene constante la estructura de la misma banda que la grabó en el estudio. Es lógico, porque cada músico va adaptando su interpretación al conjunto de la obra, redondeando así todas las aristas.Particularmente en el caso que nos ocupa, la versión de la caja (Live 75/85) que se registró del concierto en el Nassau Coliseum el 31 de Diciembre de 1980, representa el cenit de esta canción. Desde 1973 hasta la gira de The River, Sandy fue incluida en el repertorio en muchísimas ocasiones y por ese motivo pudo llegar a expandirse plenamente. La clave está en los matices, como siempre que nos referimos a la música. Destacaría estas diferencias entre ambas versiones (la original en el 73 y la del 80):- La batería de Max del 80: mucho mas lineal, constante e uniforme, simplemente sosteniendo el tempo y dando el protagonismo a quién lo merece: la voz, el acordeón y por supuesto, el Piano de Roy. La batería original (tal y como ocurrió en los 2 primeros discos de Bruce) es mucho mas alocada.- El bajo de Garry del 80: fiel escudero del bombo de Max, qué otra podía hacer sino contribuir al ritmo reposado de la nueva versión.- Las guitarras del 73: en la versión original aportan todos los adornos, junto con el acordeón de Danny, que acompañan a la propia melodía vocal. De nuevo, falta de uniformidad en el telón musical de fondo, falta de contundencia y en definitiva, pérdida de foco en el mensaje principal.- La mandolina del 80 de Steve: es rabiosa e inquieta, como el sentimiento de la canción.- El saxo de Clarence: en ambas versiones hace las veces de segundo bajo, mas parece un trombón que un saxo tenor. Pienso que incluyó su arreglo por inercia de grupo siendo completamente prescindible en los 2 casos.- El acordeón de Danny: este es el instrumento que ha pasado a la historia como el máximo exponente de Sandy. Permitrme que discrepe, yo en absoluto creo que es así. Sin embargo, es justo destacar su maestría en ambas versiones y quizás por ese mismo motivo, ha sido el arreglo mas reconocible comparando ambas versiones.- El piano de Roy del 80: hablar de Roy Bittan en el contexto de la e Street Band es como citar a Pelé en el Brasil de los 70 o a Jordan en los Bulls de los 90, es simplemente un genio de una riqueza expresiva tal que cada vez que escucho cualquier canción de Bruce donde el piano destaca, distingo claramente las melodías de la voz y del piano. Sus arreglos son como una canción dentro otra. Hay innumerables ejemplos, aunque el disco Born to run es el que mejor encarna esa virtud. Concretamente en Sandy, es simplemnte mágico.- La voz de Bruce: contrasta la languidez de la versión original (casi arrastrando la voz, frecuentemente en un tono de perfil bajo) con la expresividad de la versión del 80 (apoyándose en una gran cantidad de inflexiones, como en una declaración de amor)Llegados a la década de los 80, esta canción desapareció incomprensiblemente del repertorio hasta la gira del 2007 y tras fallecer Danny, recuperó de nuevo su estatus aunque desmejorando su calidad interpretativa. Roy al acordeón, Charles al piano y Springsteen a la guitarra acústica no le hacen ningún bien a mi querida Sandy …Y hasta aquí, hasta aquí mi visión de esta preciosa canción. Si tuviera que expresar lo que me hace sentir, necesitaría un blog entero solo para ello.Jose

    Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *