Archivo de la etiqueta: entrevista

Aitor Ocio: ‘Sentimentalmente estoy bien, muy bien’

El futbolista del Athletic Club Aitor Ocio ha hablado recientemente de su vida sentimental, de su faceta como modelo y de su relación con su hija Naia (la madre es la modelo Laura Sánchez, quien afirmó que Ocio quiere quitarle su custodia y espera “aterrorizada” el juicio) en ‘Ni Más Ni Menos‘ de ETB-2.

La entrevista no tiene desperdicio, y el vídeo de presentación donde Ocio luce tatuajes y musculatura en la playa, tampoco.

Pasen y vean a Aitor Ocio, en estado puro:

CONTENIDOS RELACIONADOS:

Entrevista a Aitor Ocio: “Tengo muchos defectos, pero prefiero que los descubran”

-Aitor Ocio y el destino

-¿Para qué queremos a Cristiano Ronaldo si tenemos a Aitor Ocio?

Aitor Ocio, en el programa “Vaya Semanita” de ETB

Kirmen Uribe, el escritor “amigo del presidente”

Me lo pasé muy bien haciéndole la entrevista a Kirmen Uribe, o más bien charlando con él. Era la víspera de que saliera otra vez rumbo a Nueva York y su hija Arane estaba a punto de nacer. Había visto su foto en el blog de Mikel Urmeneta (Kukuxumusu) una noche de fiesta en Nueva York y me animé a entrevistarle. Me gusta ver a los famosos desde otra perspectiva, aunque no todos se dejan. Kirmen Uribe me pareció muy alegre y natural. Sólo cuando le pregunté por el Lehendakari se cortó un poco. Pude sacarle que ya conocía a Patxi López antes de que éste fuera Lehendakari, pero nada más. La verdad es que me sorprendió. ¿De qué se conocerán? Hay dos referencias a Uribe en el blog de Patxi López.

Kirmen Uribe entre amigos

Kirmen Uribe entre amigos

Sobre su hija no le pregunté, pero cuando hicimos referencia a el hecho de que cuente pasajes de su vida privada en la novela “Bilbao-New York-Bilbao”, me contestó que no cree que haya que ocultar cosas normales, “por ejemplo si voy a tener una hija, lo digo”. Daba la impresión de que quería hablar de su hija, pero en el momento no me di cuenta y no le pregunté nada.

Enseguida se reía con cualquier pregunta y hablamos como si fuéramos amigos. Eso es una gozada cuando entrevistas a alguien. Hay muchas personas que están alerta, como si en vez de una entrevista fuera un ataque. No es el caso, para nada.

El lado oculto de Mikel Erentxun

La entrevista a Mikel Erentxun tuve que hacerla por mail, así me lo pidió su representante. Ya sabéis que no me gusta hacer las entrevistas por mail porque se pierde naturalidad, pero creo que quedó bastante bien. Hacía cuatro días que había nacido su cuarto hijo, Maël, (después de Aitor, Claudia y Siena) segundo de su segunda mujer, pero aún así me respondió rápido.

Mikel Erentxun y su hijo Mael

Mikel Erentxun y su hijo Mael

Me resulta chocante que el cantante que vemos por televisión sea la misma persona que vive en Donostia con sus hijos, sale a correr y participa en la Behobia- San Sebastián. Me dijo que él se siente un hombre común, excepto cuando está sobre el escenario, y también que su lado vasco siempre ha estado presente. En esto no sé yo…

Investigando para la entrevista descubrí que acabó la carrera de arquitectura, que es aficionado a la fotografía, que escribe (incluso guiones), que colecciona botas y chamarras de cuero vintage, que está tatuadísimo… A mi me sorprendió positivamente, aunque tampoco es que sea la alegría de la huerta, pero es majo. En referencia a “Lau Teilatu” me dijo que volverá a cantar en euskera. ¿Os lo creéis?

Benito Lertxundi, músico y poeta al 100%

Me habían dicho que Benito estaba enfermo, pero no quise decirle nada al respecto. De todas maneras a mi no me lo pareció. Me cogió el teléfono Olatz, su mujer, y se lo pasó a él. Accedió enseguida a la entrevista y charlamos largo y tendido. En ningún momento se le fue el hilo de la conversación, ni nada por el estilo. Sí que me pareció que es ese tipo de artistas muy metidos en su mundo. No es que haga su vida y dedique unas horas a la música; es que la música es su vida. Así que, cuando en un momento de la entrevista a Benito Lertxundi le pregunto si se jubilará algún día, me contesta que qué haría entonces.

Benito Lertxundi

Benito Lertxundi

También hablamos de su hija, que aunque tiene cualidades no parece que quiera dedicarse a la música, y me dio la impresión de que es algo que a Benito le preocupa y le apena. Habla suave y pausado y parece que vive en su propio mundo, al margen de los demás. Me dijo que no suele relacionarse con otros artistas y que es bastante solitario. Tiene ese toque de poeta que se refleja en su obra. Benito vive por y para la música; basta con escuchar su música.

Unax Ugalde, guapo pero soso

Cuando me puse en contacto con la representante de Unax Ugalde me  dijo que estaba rodando en el extranjero y que volvería a mediados de noviembre. Y resulta que a principios de noviembre, había salido yo un sábado de cena con unas amigas, y en el post-cena, en el Kafe Antzokia, a las 3:00 de la mañana, me encuentro a Unax Ugalde (con gorra, por cierto).

Unax Ugalde

Unax Ugalde

Me acerqué a él y le dije que había hablado con su agente, que me había dicho que estaba rodando y que le llamara a mediados de noviembre, pero que ya veía que estaba por aquí, así que… ¿cuándo quedamos? Me dijo que no le llamara esa semana, que lo dejara para la siguiente. Pues eso hice y, a mediados de noviembre puede hacerle la entrevista a Unax Ugalde.

La verdad es que me desilusionó un poco. Parecía que tenía las respuestas preparadas y no pude sacarle de esa actitud de “yo digo lo de siempre y a ver si acabamos pronto”. Con lo guapo que es… todo no podía tener. Por si a alguna no le importa que sea un soso…¡tengo su número!

Los Hermanos Ibarretxe, “mitología” del cine vasco

Los hermanos Ibarretxe rodando Un mundo casi perfecto

Los hermanos Ibarretxe rodando Un mundo casi perfecto

Los hermanos Ibarretxe tienen fama de ser bastante peculiares, así que me esperaba cualquier cosa. Eso sí, todos los que les conocen hablan bien de ellos. Hace poco, en la entrevista a Alex de la Iglesia, el director les calificaba como “mitología”.

Pero no fue para tanto porque hice la entrevista a Javier Ibarretxe, que es el que lleva los temas de producción y el menos “personaje”, por decirlo de alguna manera. Aunque hablar, habla… y cambia de tema constantemente, lo que es una pesadilla para un periodista. Tuve que andar cortando y pegando para darle coherencia a la cosa.

Me pareció que, a pesar de haberse llevado algunos chascos, tenía una actitud muy positiva y ganas de seguir peleando. Reivindican Euskadi como lugar para crear una industria audiovisual, y, curiosamente, trabajan en coproducciones europeas. Creo que su filosofía está muy bien y espero que les de frutos.

Además de con Alex de la Iglesia, los Ibarretxe se relacionan con Nacho Vigalondo, Borja Cobeaga, etc. La verdad es que me los imagino a todos juntos… ¡Menudo peligro!

Por lo que me contaron algunas personas que estuvieron en el rodaje de su última película, Un mundo casi perfecto, hicieron de extras un montón de amigos y familiares. Por ejemplo, Rosa, la secretaría de su productora (Armonika) hace de ertzaina. Debieron echarse bastantes risas.

Mariví Bilbao, genio y figura

Mariví es la mejor. Tuvimos una charla super agradable, de esas que en vez de una entrevista parece una conversación entre amigas. Me contó que su hija es decoradora y hasta me preguntaba cosas, ¡ella a mí!

Mariví Bilbao

Mariví Bilbao

Nada más empezar la entrevista a Mariví Bilbao me dice: “Espera que encienda un cigarro”. En realidad a ella no le quedó muy claro quien era yo, porque me preguntó qué tal viviendo en Madrid; “No, Mariví, yo vivo aquí, en Bilbao”. También me dijo que le hablara alto que está un poco sorda. Me reí cuando me explicaba algo sobre las mujeres y añadió: “Tú que eres mujer, que te lo noto…”. Y cuando dijo que para fumar pronto habría que encender el cigarro y tirarse a la ría a bucear. Es una crack.

Accesible, amable y salada. Mariví Bilbao es auténtica.

Virginia Berasategui y la crisis de las mujeres deportistas

Virginia Berasategui en Hawaii

Virginia Berasategui en Hawaii

Pillé a Virginia en California, pero en cuanto volvió me escribió un email para concertar una entrevista. Mientras hacía la entrevista a Virginia Berasategi, ella estaba en la terraza de un bar de Plentzia, donde su familia tiene un piso, tomando algo. Se la veía relajada y feliz. Pero cuando le pregunté por su futuro me dijo: “Ay, no me preguntes eso, que estoy en plena crisis”. Llegadas a una edad, las deportistas se encuentran con que si quieren ser madres tienen que hacer un parón en su carrera, o abandonarla. Debe ser duro.

Me pareció una chica con las ideas claras, sabe lo que le gusta y sabe a lo que ha renunciado por vivir del deporte. Además, es muy agradable. Hay personas a las que estás entrevistando y se nota que están a desgana, pero Virginia hablaba como si estuviera con una amiga y se agradece. Ella vive en su piso de Miribilla, entrena, sale con un ciclista alemán y viaja bastante. Y es un sol de chica.

Carmen Lomana es pija, pero no tonta

Aunque no es vasca, el hecho de que hubiera vivido durante muchos años en Gipuzkoa, me permitía incluirla en la lista de “entrevistables”, así que decidí intentar hacer una entrevista a Carmen Lomana. Pasé horas buscando en Internet, tratando de localizar un mail, un teléfono, el nombre de su agente… Finalmente encontré la referencia de una agencia de management, redacté un mail y se lo envié. Sólo contenía cinco preguntas relativas a los años que Carmen Lomana vivió en San Sebastián (una compañera me dijo luego que vivía en una urbanización que pertenece a Hondarribia). Dos días después me contestaron que ellos no representaban a Carmen Lomana. Mi gozo en un pozo.

Carmen Lomana

Carmen Lomana

Seguí investigando en la red y hasta encontré un post de la propia Carmen en un debate sobre la boda de su sobrina. Por fin, probé a escribir a una publicación de la que ella es colaboradora. Ellos debieron reenviar mi correo y un día recibí una llamada de Telecinco diciendo que habían leído las preguntas y que siendo solamente relativas a esa parcela de su vida, ellos no tenían inconveniente en que me contestará, siempre y cuando, su agente lo viera bien. Me imagino que si hubiera sido algo para la tele, no hubiera podido, como me sucedió con Jorge Fernández, por temas de exclusividad en los contratos. Me facilitaron el móvil de su agente y comencé a llamarle. Me costó más de una semana que me cogiera y por fin lo conseguí. El hombre fue bastante seco, le expliqué lo que quería y me dijo que se lo enviara por correo electrónico y que ya verían.

No obtuve respuesta, pero… Justo supe que venía a Bilbao a presentar su libro. Estupendo. Cuando los famosos tienen algo que vender siempre es fácil que te concedan una entrevista. Llamé a Nieves, de Espasa, y pude concertar una entrevista aprovechando que Carmen venía a la sede de Eitb, a Radio Euskadi.

Carmen Lomana

Carmen Lomana

Pocas veces me han preguntado tanto por un/a entrevistado/a. Os cuento. Carmen me pareció muy pija, no lo voy a negar. Habla sin mover ni un músculo de la cara. Pero al margen de eso, me resultó simpática y, sobre todo, muy educada y atenta. El trato fue muy amable a pesar de que estaba saturada de entrevistas y de que no había dormido mucho. Yo veo que la gente confunde los términos; que una persona sea pija no quiere decir que sea tonta y creo que Carmen Lomana no es tonta, es más, es bastante culta y, probablemente (eso no se adivina en una entrevista) bastante inteligente. Conmigo fue muy agradable, incluso cuando todavía no sabía quien era, porque Nieves estaba hablando con Félix Linares y todavía no nos había presentado.

Al margen de eso, tiene un tipazo de muerte, con 62 años debe usar la talla 34, y un pelazo impresionante. Seguro que se cuida un montón. Llevaba una maleta gigante y un guardatrajes que dejó en recepción. A más de una nos gustaría haber visto el vestido que guardaba…

Otra cosa, ¿por qué le da rabia a la gente que se levante a las 9:00 y lea los periódicos en la cama mientras desayuna? ¡A mi lo que me da, es envidia!

Eneko Atxa, un cocinero vasco con ‘estrella’

Eneko Atxa

Eneko Atxa

Ayyy. Lo confieso. A este sí que me hubiera gustado entrevistarle en persona. Pero es un hombre ocupado y tuve que hacer la entrevista a Eneko Atxa, chef del Restaurante Azurmendi, por teléfono. La verdad es que no quedé nada contenta con el resultado. Seguramente fue culpa mía, que no supe sacarle nada interesante, porque seguro que Eneko Atxa tiene muchas cosas interesantes, basta con verle. Lo que sí me pasó es que me dieron unas ganas de ir a cenar al Azurmendi, a LarrabetzuYa he empezado a ahorrar. Y de paso, felicito al chef, en persona.