Archivo de la etiqueta: el poema

El poema. Ana Elena Pena, española

Hay un espejo en la entrada de mi casa

Que ha leído todas las versiones de mí

A lo largo de la vida.

 

Bebé de cabello ensortijado

Y manos regordetas

En los brazos de mi madre.

Niña con lazos en el pelo

Y vestidos que inevitablemente odiaba.

Adolescente risueña con gafas metálicas

Y acné rebelde.

Joven de 47 kilos un día y 60 kilos otro

(así continuamente, cono un acordeón).

Y por último, mujer.

Pelo corto y azul.

con un niño invisible colgando del pecho.

Los espejos son amables a veces,

otras,

crueles,

pero siempre se mantienen fieles a nuestra imagen.

¿Cómo es posible, entonces,

que estemos rotas y ellos no?

Este poema titulado Espejos, es de Ana Elena Pena. Una escritora española nacida en Murcia pero que vive hace años en Valencia. Estudió Bellas Artes, y es una artista que también escribe y publica poemas. Su primer poemario lo publicó en 2010 con el título Hago pompas con la saliva. Este poema lo hemos sacado un poemario titulado Pequeños catálogos de animales heridos.

Goizalde Landabaso

El poema. Zheng Danyi, chino

pero amor ama sólo tres minutos borracha en la borrachera, el abandono

nada tiene que ver con el vino o con cómo la copa de los sobrevivientes blande

reflejos

de dagas y sables, nada que ver con la luz de la luna

láctea pasión, la aprieto desde la ventana sur, luego salgo hacia

la norte dejando nada sino el denso aroma del sudor y el regocijo,

nada que ver con peces saltando en la bahía, y

la canoa en tu corazón

desafiando un domingo de aire y olas, nada que ver

con aire y olas –, junto a ti

aquel extraño con un corazón quebrado

murmurando en sueños-

ame ayer en la noche, por amor al amor, amé incluso

el sueño de tu mantel floral, y

y qué renuencia a despertarme al otro día –pero amor

llega puntual sin falta, el amor es sólo una visión distante

que nada tiene que ver con la vista

El autor de este poema, Pero amor, es Zheng Danyi, un poeta chino nacido en 1963, dicen que es el poeta más leído de su generación. Fue en los años 90 donde comenzó a proliferar su presencia en bares, pubs o universidades chinas leyendo sus poemas. En 1999 se exilió a Hong Kong, y a partir de ahí se dio a conocer fuera de China. Su obra juega con metáforas y muestra una visión llena de ironía y crítica que abre caminos de innovación en la poesía china.

Goizalde Landabaso

El poema. Castillo Suárez, vasca.

Aitortzen ez ditudan gauza guztiekin

egin dut lo.

Iratze-sailak zeharkatu nahiko nituzke

ametsetan,

eta ni ere loratuko ez naizela esan

nire baitako gizonei.

Esporak utzi izaren artean

hatzak

nire sexuan sartzen dituzten bitartean.

Behar ditudala esan

lingua franca batean,

denek ulertzeko moduan.

Bezperako arropa jantzi.

Nagoen tokiaren

eta egon nahiko nukeenaren arteko distantzia da

bakardadea.

Hauxe da Castillo Suarezek idatzitako poema, Irautera izeneko liburu berrian agertzen dena. Altsasun jaio zen Suarez 1976an eta egun Arbizun bizi da. Esku artean dugun liburu hau eten luze baten ostean kaleratu du, izan ere, zazpi urte pasatu dira azken lana kaleratu zuenetik. Mugarri estaliak, Spam Poemak, edo 2012an kaleratutako Urtebetetze festa dira Castillo Suarezek plazaratutako liburuetako batzuk.

Goizalde Landabaso

El poema. Pako Aristi, vasco

Geure buruari amaigabe

kontatzen diogun

ipuin baten hitz-sorta

baino ez da

gure ondare guztia,

eta besteek esandakoarekin

osatzen ditugu atalak,

bizitzari zentzua

emango dion arao baten bila,

eta azken arnasaren

atarian ere

ingurukoak behartzen ditugu

jarraitzera, aurki gaitzaten

ahots multiplikatuetan,

edozer hobe

isiltasuna onartzea baino,

ozpin zaigu haren ezereza,

minsor eta antzu,

baina arrakasta duen ipuina

bakarra da,

isil ezinezko eztanda:

Bizitza isiltasun batetik

beste isiltasun batera doan

ufada bat baino ez dela,

gerra eta bakea

bereizten ez dituen

erosta trumoitsua.

Isiltasun amniotikoan egonak,

datorkigun mutualdirako

hitzez elikatu diren

ubarroiak, gu,

beti ur azala

bai ukitu,

ez ukitu,

paisaia ainubeak

argituko dituzten

hitzen esklabo.

Bidaiaren ondarea da poema honek duen izenburua. Susa Argitaletxeak kaleratu du eta egilea Pako Aristi da. 2016an Arrotz eta eder izenarekin kaleratutako poema liburuan dago. Euskal Literaturaren idazle interesgarrienetakoa da Urrestillakoa. Poesia, eleberria, biografiak, artikuluak eta saiakera idatzi izan du. Sari zenbait irabazitakoa da: esaterako, Rikardo Arregi.

Goizalde Landabaso

El poema. Gari Berasaluze, vasco

Gernika esaten badut

lanbroa ageri da

 sagarrondorik gabe

garatutako historia liburuetan.

 

Gernika abesten badut

Maite ditudan bazterrak

Betetzen dituzte hildakoen izenek

Oraindik galdu gabe dagoen toponimian.

 

Gernika ikusten badut

Lapurtutako koadro bat dago

Munduari begira

Hemengoa ez den museo batean.

 

Gernika oroitzen badut

Zure ezpainak dira

Itzaltzen ez den suak hartuta.

 

Gernika idazten badut

Dornier, junker edo heinkel

Bezalako hitzekin

Harriz betetako basamortua

Zabaltzen da azoka egunetan.

 

Gernika esaten badut

Gernika abesten badut

Gernika ikusten badut

Gernika oroitzen badut

Gernika idazten badut

 

Errautsetatik koloreak bildu dituen

Herri bat erakusten ari naiz

Munduko gernika guztiekin batera

(Sarajevo, Bagdad, Gaza, Donbass, Kobane…)

Koadroa noiz amaituko den galdezka.

Hauxe da Gari Berasaluzeren poema. Gernika esaten badut izenekoa, bere azken lanean, Enarak itzuli dira poema liburuan irakur dezakeguna. Musika ere baduen egitasmoa da hau, izan ere, Eraso taldeko Serge-kin batera kaleratutako lana da. Hark, izenburu berarekin bere lehenengo diskoa kaleratu du, eta Gari Berasaluzek poema liburua egin du. Diskoan agertutako abesti guztien letra Berasaluzek egin ditu. Lubaki Banda talde mitikoan ibili zen Gari Berasaluze; 1999an Azaro urruneko intifadak kaleratu zuen eta esku artean dugun hauxe da berriena.

Goizalde Landabaso

El poema. Beatriz Hierro Lopes, portuguesa

Tengo por regla esta apocalíptica forma de ser piedra en suelo mojado;

y no me molestan en nada los pies de los otros,

las rodillas, las manos, los rostros de los otros

cuando casualmente resbalan en mí.

Tengo una ciudad en cada pierna y en cada muslo el tráfico, la espera, la ira del taxista y una mano zurcida abusando la parada violenta que increpa desprecio a máxima velocidad. Tengo por pecho la plaza donde hombres y mujeres circulan y sé de memoria cada gesto sólo por la vanidad de decir: yo soy todo.

El todo tomando café, saliendo y entrando, indiferente a la calle que desemboca en mi lengua, ignorante de este registro diario que me ordena el ademán al negarle fuego a un desconocido. Niego, lo niego todo; y hay campanadas que suenan a mi espalda, santos de mirar opaco a los que sólo mi mirada les da brillo, hombres cotidianos que olvidan besos en cada ventana, sin saber que son mías la persianas que les devuelven esta impalpable forma de ser torrente de piedra: tempestad de granito. Golpeando furias contra abrigos negros, manos quietas y ese cabello oscuro buscando protegerse del frío.

No poseo sismo alguno, contingencia esporádica de la tierra en cuanto gime desamores al rocío de un cielo suspendido. Y, si me preguntaras quien soy, hacia donde voy, te diría: soy Otoño, Invierno camuflado de vana promesa, de vana incertidumbre, voy hacia el tiempo que es la contabilidad de la caída de las hojas. Soy como el tiempo de las tormentas, y si tengo como lengua un rayo despedazando las nubes, no esperes otra cosa que la certeza de que haré un día en plena noche, la forma más perfecta de romper el silencio.

La escritora de este poema titulado Furia se llama Beatriz Hierro Lopes. Es una escritora portuguesa nacida en Porto en 1985. Está licenciada en Historia. Pertenece a la generación más joven de la literatura portuguesa.  Ha publicado varios trabajos literarios y un puñado de poemarios.

Goizalde Landabaso

El poema. Julio Llamazares, español

Aquí,

la muerte es amarilla como el sabor del pan.

Yo la he visto rondar los braseros

donde hierbas antiguas ahuyentan el miedo.

Y he escuchado su grito de nieve

entre los tallos tiernos de las enredaderas.

Nunca bastaron las lenguas de aceite

para alejar el frío de las habitaciones.

Jamás fue suficiente la vigilia del fuego,

ni la zozobra de las bestias

en las cuadras hinchadas por el heno.

La muerte llegó siempre con helada añoranza

y, al amanecer,

en el asombro de los perros podía recordársela.

Esta es una parte de un poema de Julio Llamazares titulado Memoria de la nieve. Es un maravilloso libro publicado por la editorial Nórdica, con ilustraciones de Adolfo Serra. Julio Llamazares es un escritor español nacido en León en 1955. Ha escrito todo tipo de géneros: novelas, poemas, trabajos periodísticos, ensayos. Estudió derecho, pero no ejerció como abogado durante mucho tiempo, puesto que pronto se introdujo en el mundo del periodismo. Sobre todo es conocido por sus novelas, pero como decimos sus poemas son excelentes.

Goizalde Landabaso

El poema. Gari Berasaluze, vasco

Lasaitzeko mapa bat

erakutsi nahi dizut gaurko hitzekin.

Gorde malkoak

egutegiak ospelagoak direnerako.

Ahaztu berokirik gabeko hotzegiak diren hiriak.

Lehen ere badakigu elurtutako kaleetan

bidea egiten.

Nahi duenean azaltzen den

amorante ankerra besterik ez da langabezia,

baina ez kezkatu,

sasoi heltzean beti urmeltzen da negua.

Begira, postal eguzkitsu bat

idatziko dizut gaur.

Oraindik badugu ogia erosteko

eta gasa ordaintzeko adina,

eta farola nahikoa ere bai

malekoian elkarrekin ibiltzeko.

Ez gara galduko zenbaki gorrien geografian.

Hauxe da Gari Berasaluze idazleak kaleratu berri duen liburua. Enarak heldu dira izena eman dio liburuari, eta berarekin batera musika CD-a ere kaleratu dute. Musika eta hitzak uztartzen dituen egitasmoa da, beraz, Enarak itzuli dira. Serge izenarekin sinatzen du Sergio Ruiz Gonzalez-Txabarri, Eraso taldeko kide zena, eta berarekin batera gauzatu du Berasaluzek egitasmo hau. Gari Berasaluze Zarautzen jaio zen 1975an. 1999an kaleratu zuen bere lehenengo poema liburua Azaro urrunetako intifidak izenekoa, eta harrezkero dozena erditik gora liburu kaleratu ditu.

Goizalde Landabaso

El poema. Emilie Autumm, estadounidense

Así que he dicho demasiado, y no lo suficiente
Así que la obra está finalmente en su término
Nunca te importó lo suficiente como para probar que lo que decía no era cierto
Así que debo conformarme con ser tu amiga
Pero, ¿cuál fue entonces el propósito de este juego?
Nunca tuve la oportunidad de ganar
Es cierto, me gusta la persona en la que me he convertido
Pero, ¿qué debo hacer con quién ya fui?
Porque deseo encontrarme algún día
Entre las cenizas de un fuego ya muerto hace tiempo
Ver mi sombra ahí y escucharla decir
Que estaba feliz con la vida que llevaba
¿Qué vacío me espera? A esto le temo
Le temo más que a cualquier peligro que pueda encontrar
Mi propósito en este mundo se volvió menos claro
Cuando fuiste sacado de tu apreciado lugar
Dentro de mi esperanzado corazón, y te fuiste por tu camino
Con tanta voluntad, que casi me enferma
Pensar que nunca cruzó por tu mente quedarte
Empujando la daga más profundo, completando el asesinato
Y, ¿cuánto de esto fue hecho por mí?
¿Si hubiera tenido el coraje, aún te habrías ido?
Qué triste pensar que esto no fue el destino
Sino mi error, ¿pero cómo podría haberlo sabido?
Así que aquí está mi dilema, como lo veo
¿Acepto el puntaje que ha asignado el destino,
Y calmadamente veo cómo pasan mis sueños
O me atrevo a apostar de nuevo
Que donde una cortina cae, otra se levanta?
Si estoy equivocada, castíguenme por mis pecados
Pero creo que nuestros actos y disfraces
Eran sólo un prólogo de lo que ahora comienza

Emilie Autumm es una escritora estadounidense nacida en 1976 en Los Angeles, que creció en Malibú, cerca del mar. Es cantante, escritora y violinista. Con cuatro años pidió un violín, que le regalaron, y pronto comenzó a tocarlo. A ello se dedicó y dejó la escuela reglada, que al parecer odiaba, y donde no era muy popular. Ha ido siempre por libre. Estudiaba de ocho a nueve horas diarias con el violín, y con 14 años ya componía piezas musicales y escribía poemas. Nunca tuvo intención de interpretarlas, pero con el tiempo acabó publicando discos y libros.

Goizalde Landabaso

Idea Vilariño, uruguaya

Eta ni gabe izanen da mundo azti hau,

mundo ustel hau.

Hainbeste zuhaitz landatu nituen,

gauzak esan,

eta lerro idatzi egunsentian;

eta hor, nonbait, egonen dira zakar

hemen izandako norbaiten arima hondarrak bezala.

Eta orain ez da,

ez da.

Tristeena, okerrena,

izan zen bizi izana,

horrek axola balu bezala.

Bizi izana nerabe gaixo baten gisan,

behaztopatu eta erori, eta jakin ez.

Eta negar eta kexu,

eta gainontzeko guztia.

Eta uste

axola zuela.

Hauxe da Idea Vilariñoren poema bat, Garazi Arrulak euskaratua eta Poesia Kaiera bilduman agertzen dena. 1920.urtean jaio zen Uruguaiko hiriburuan, Montevideon. Aita poeta zuen, eta literatura sustapena etxean bertan izan zuen. Mario Benedetti eta Juan Carlos Onettirekin, besteak beste, batera 45ko taldeko kide izan zen. Literatur aldizkarian bultzatzen aritu zen, eta oso gaztetik hasi zen idazten. 25 urterekin kaleratu zuen bere lana, eta hortik gora hamaika poema liburu ditu. Itzulpenak ere egin zituen, beharbada ezagunena Shakespeare-en zenbait lanen itzulpena. Montevideon hil zen 88 urterekin.

Goizalde Landabaso